El actual desarrollo del mercado inmobiliario y la evolución de las inversiones en estos activos, requiere de una clara especialización en la evaluación técnica de cada inmueble, verificando la adecuación a las normativas técnicas y urbanísticas, así como el estado de conservación o las condiciones de uso cualquier edificación.

Las distintas normativas sectoriales que han modificado sustancialmente el tradicional marco legislativo, conllevan igualmente la necesidad de llevar a cabo análisis netamente especializados de las condiciones de habitabilidad, seguridad y durabilidad de los edificios en núcleos residenciales e industriales.

Desarrollamos para cada cliente un estudio personalizado de sus necesidades de conformidad con el uso previsto de cualquier inmueble.

La coordinación entre los distintos especialistas y el permanente contacto con nuestros clientes garantiza la calidad de cada trabajo respondiendo exactamente al encargo encomendado.